Importancia del sistema nervioso

  • Respuesta verificada

    0

    dario.heller

    El sistema nervioso humano es un complejo conjunto de células que se encargan de conducir señales eléctricas para ejecutar todas las funciones del organismo. Entre las múltiples funciones que realiza se destacan que es capaz de recibir y de procesar toda la información que proviene, tanto del propio organismo como del entorno.

    La importancia del sistema nervioso radica en que controla todas las funciones y actividades de los órganos y del organismo en general. Todos los pensamientos, las emociones y las acciones que realiza el ser humano, son el resultado de la compleja actividad de este sistema. Es quien produce las respuestas acordes con cada estímulo que recibe el organismo.

    El sistema nervioso se compone de dos partes principales:

    1) El sistema nervioso central. Está formado por el cerebro y la médula espinal.

    El cerebro contiene células orientadas a la coordinación de las actividades más automáticas del organismo, como la regulación del equilibrio del agua y de la temperatura corporal. A su vez, está dividido en dos mitades denominadas hemisferios, cada uno dividido a su vez en dos, formando cuatro lóbulos cuyas principales funciones son:

    • Lóbulo frontal. Es el que controla la actividad motora aprendida, el estado de ánimo y la articulación del lenguaje.

    • Lóbulo parietal. Es el que interpreta las sensaciones físicas diversas, como la temperatura, el calor y el dolor.

    • Lóbulo occipital. Es el que interpreta la visión.

    • Lóbulo temporal. Es el que interpreta la audición y el lenguaje.

    La médula es una estructura cilíndrica que tiene la función es transmitir y coordinar los impulsos sensitivos y motores. La parte periférica del sistema nervioso se caracteriza por no estar protegida por huesos, lo que la expone a la acción adversa de toxinas y a eventuales daños mecánicos. Abarca los sistemas: nervioso somático, autónomo y los nervios periféricos.

    2) El sistema nervioso periférico. Está integrado por una red de nervios, ganglios y receptores que enlazan el sistema nervioso central con el resto del organismo. Es un sistema complejo de neuronas sensoriales que reciben los estímulos provenientes del exterior del organismo, a través de los cinco sentidos. Todos los órganos de los sentidos tienen algún componente conectado al sistema nervioso periférico que, por medio de las neuronas sensoriales y motoras, transforma los estímulos en impulsos nerviosos que alcanzan un área específica del cerebro.

    Las principales características de los cinco sentidos son:

    • La vista. Es el sentido que proporciona información sobre el color, la forma, la distancia, la posición y el movimiento de los objetos que nos rodean.

    • El oído. Permite percibir una enorme variedad de sonidos y es el encargado de regular el equilibrio. El oído humano no percibe ondas menores de 20 ni mayores de 20.000 hz por segundo.

    • El olfato. Permite detectar y procesar los olores, además de intervenir en la percepción de los sabores.

    • El tacto. Permite percibir cualidades como presión, temperatura, aspereza o dolor. Se extiende por toda la piel, el órgano más grande del cuerpo humano.

    • El gusto. Permite percibir sabores, mediante cualidades químicas presentes en la saliva y el funcionamiento de las papilas gustativas, y se relaciona con el sentido del olfato para potenciar su sensibilidad.

    Las células funcionales del tejido nervioso son las neuronas que están interconectadas formando complejas redes de comunicación a través de un proceso denominado sinapsis. El tamaño y la forma de las neuronas son variables, al igual que su función. Algunas cumplen una función específica, como recibir señales desde receptores sensoriales, conducir esas señales como impulsos nerviosos o transmitir las señales a otras neuronas.

    Las neuronas del sistema nervioso en general, se encuentran en el encéfalo, en la médula espinal y en los ganglios. A diferencia de las otras células del organismo tienen la característica de que no se dividen ni se reproducen, de manera que una vez que mueren, se pierde la función que llevan a cabo. Es por ello que las enfermedades neurológicas pueden ser irreversibles.

    Gracias

    Marcada como correcta

¿Todavía tienes más preguntas?